• Bajo el lema “La defensa de derechos no para”, reivindica el derecho a la salud y la protección de las personas con discapacidad o enfermedades crónicas.

Bajo el lema “La defensa de derechos no para”, COCEMFE Navarra, Federación de asociaciones de personas con discapacidad física y orgánica, reivindica en la campaña #InclusiónImparable el derecho a la salud y la protección de las personas con discapacidad física y orgánica, en su mayoría con enfermedades crónicas, así como una “nueva normalidad más inclusiva que nunca”.

“La nueva normalidad que nos deja la crisis sanitaria del coronavirus no puede dejar a nadie atrás y es una nueva oportunidad para construir una sociedad más justa e inclusiva, que promueva la participación de las personas con discapacidad en igualdad de condiciones”, explica Manuel Arellano, presidente de COCEMFE Navarra, que anima a participar en dicha campaña con el hastag #InclusiónImparable

La campaña, que se desarrolla en todo el Estado impulsada por el movimiento asociativo de COCEMFE, se ha iniciado con motivo de la conmemoración de la Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad de Naciones Unidas y se prolongará durante este mes en las redes sociales, haciendo énfasis en la defensa del derecho a la salud.

imagen del logo de la campaña

Imagen del logo de la campaña

En este sentido, Arellano advierte que “la actual situación sanitaria está provocando una gran crisis social y económica que castiga duramente a las personas con discapacidad y familias, comprometiendo su salud física y emocional, que no va a mayores por el trabajo de las entidades sociales al atender las necesidades más urgentes y mitigar los efectos más nocivos”

De esta forma, apuesta por el cumplimiento efectivo de la Convención para garantizar la salud y la seguridad de las personas con discapacidad física y orgánica o con patologías crónicas, también en situaciones de emergencia como la actual. Para ello, reclama su protección, garantizando el acceso a todos los medicamentos o productos sanitarios que necesitan, a los Equipos de Protección Individual (EPIs) y test rápidos de COVID-19 en los centros sociosanitarios. Asimismo, considera prioritario “dar respuesta a las necesidades de las mujeres y niñas con discapacidad”, sobre todo las más vulnerables, como mujeres con discapacidad orgánica no reconocida o víctimas de violencia de género.

Por último, reclama al Gobierno la participación de las personas con discapacidad en los planes de reconstrucción social y económica que se desarrollen, a través de las asociaciones que las representan. “Miramos al presente pero sobre todo al futuro y esta nueva normalidad es un momento extraordinario para construir una sociedad más justa e inclusiva, una tarea conjunta de las administraciones, de las entidades sociales y de cada persona”

Fuente: COCEMFE Navarra.