Ir al menú
Abrir barra de herramientas

Herramientas de accesibilidad

Imagen de una persona que se desplaza en silla de ruedas frente a un tramo de escaleras
Imagen de una persona que se desplaza en silla de ruedas frente a un tramo de escaleras

Desde CERMIN proponemos a los municipios con superávit de Navarra que destinen el 10% del mismo a mejorar la accesibilidad

En concreto, la plataforma representativa de la discapacidad organizada en la Comunidad Foral ha mantenido una reunión con la Federación Navarra de Municipios y Concejos. También ha remitido a los consistorios con superávit una misiva con esta petición, en línea con la reivindicación del CERMI Estatal.

El Comité de Entidades Representantes de Personas con Discapacidad de Navarra (CERMIN) ha propuesto a los ayuntamientos con superávit que destinen un 10% del mismo a impulsar planes de mejora de la accesibilidad universal en su municipio, con el fin de garantizar la igualdad de derechos y oportunidades de las personas con discapacidad.

El CERMIN ha trasladado esta petición a través de una reunión con la Federación Navarra de Municipios y Concejos y mediante el envío de una misiva a los diferentes ayuntamientos en situación de superávit de la Comunidad Foral.

Imagen de una persona que se desplaza en silla de ruedas frente a un tramo de escaleras

Precisamente, el CERMI Estatal puso sobre la mesa esta reivindicación el pasado mes de marzo, una vez que el Consejo de Ministros autorizó a las corporaciones locales a invertir parte de su superávit en fines sociales, tal y como pedía la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP). La entidad anunció, además, que los CERMIS Autonómicos harían llegar la demanda de destinar un 10% del superávit a las diferentes corporaciones locales.

Para el CERMIN, pese a los innegables avances que se han logrado en materia de accesibilidad universal en los últimos años, queda todavía mucho por hacer, y, sin duda, estamos ante una oportunidad relevante para dar un nuevo impulso a la accesibilidad universal.

Por último, la plataforma representativa de la discapacidad organizada en Navarra recuerda que el pasado 4 de diciembre concluyó el plazo legal que el Estado español se dio en 2003 para que todos los bienes, entornos, productos y servicios de interés fueran accesibles, un mandato legal que claramente se ha incumplido.